¿Quieres saber mas? inscribete en nuestro sistema de novedades y ofertas y te mantendremos informado 

Realmente esto no es una herramienta en si, pero es algo bastante usado en la brujería moderna, que según las creencias de cada uno se puede adaptar muy bien a la práctica, es una manera de incluir el 5 elemento, el éter en tu práctica mágica a través de una vela normalmente blanca o morada, para representar a ese 5 elemento o divinidad de tu preferencia, de hecho a veces se suele representar incluso con más de 1 vela, como es el caso de algunas tradiciones, por ejemplo muchos wiccanos usan 2 velas, una para representar al dios como energía masculina y otra para representar a la diosa como energía femenina, en mi caso uso solo una vela para representar a la divinidad como concepto sin referirme a una deidad en concreto y es que no necesitas representar a alguien si no te sientes conectado con nadie, puede ser un concepto en si o incluso el elemento éter puramente.

Para esta vela recomiendo que sea blanca o morada y que sea tipo velón, es decir bastante grande y ancho, ya que solo la usaremos cuando estemos haciendo rituales y luego podremos apagarla, por lo que nos durará bastante, no hace falta dejarla encendida, aunque hay gente que lo hace, no es para nada mi recomendación, ya que al finalizar el ritual, sellas ese pedido y no tiene sentido que los elementos sigan ahí, lo ideal sería darles partida a sus respectivos lugares en el universo. También te recomiendo que esa vela no tenga ningún tipo de olor que pueda distraerte o influenciarlo mediante la aromaterapia de tus metas en el ritual, por eso lo dejaría como una vela neutral.

¿Quieres aprender mas sobre brujería?

¿Quieres ser una bruja?